T Z
15
Nov

Bourbon, el amigo americano

                             

 

Antes de nada despejemos una duda: el whisky Jack Daniels no es un bourbon, es un Tennesse whisky y la principal diferencia es que lleva en su composición una proporción mayor de maíz, pero empecemos por el principio. El whisky es una bebida alcohólica que se obtiene por destilación de un mosto de cebada, centeno u otros granos que ocupa quizá, el lugar más popular de cuantos aguardientes hay en el mundo en la actualidad. De su origen hay varios autores que coinciden y tanto Mauricio Wiesenthal, como el doctor Martínez LLopis, también Alexis Lichine y  Helen Arthur afirman que es irlandés. Pero son los autores Pierre Casamayor y Marie – José Colombani lo que mejor disertación hacen en su bello “El libro del amante del whisky”, no se lo pierdan. En todo caso ocupémonos hoy del americano bourbon.

Puede decirse que el whisky americano y el pueblo de Norteamérica crecieron al unísono. Los pioneros de aquel continente necesitaban una bebida tan fuerte como ellos mismos, tan áspera como la tierra a la que habían ido a parar, necesitaban algo para curara la mordedura de serpiente, para atajar las enfermedades, algo para divertirse en las tabernuchas o “saloons” cuando volvían de las desérticas llanuras o de los grandes bosques. Aquel primitivo whiskey, fuerte y verde, servía para mantener firmes a los hombres que conquistaron el joven continente americano.

El whiskey se escribía originalmente whisky, sin la e y procedía de las tierras altas de Escocia y la brumosa Irlanda y así, con la e se sigue escribiendo en EEUU y en la propia Irlanda y sin ella en el resto del mundo. En los primeros tiempos de las colonias americanas, un ministro baptista llamado Elijah Craig instaló un alambique en la población de Georgetown, Kentucky, y empezó a producir whiskey a base de maíz, pues era el grano que allí más abundaba. El invento gustó y fue satisfactorio de manera que lo bautizaron con el nombre de Bourbon County Whiskey en honor de su cantón de origen, bautizada Bourbon en honor a Luis XV; curioso que se le de un nombre francés a un whisky americano. La destilería más antigua data de 1776 y hacia 1800 ya se contabilizaban más de 1.000.

Así pues en América se llama whisky al destilado alcohólico de un mosto de granos fermentado  destilado a menos de 190 º. Y el Bourbon ha de llevar al menos un 51% de maíz en su composición. Hay muchos tipos de whisky americano: corn whisky, rye whisky, sour mash whisky, straight whisky, sweet mash whisky y otros.

Hay muchas marcas conocidas de bourbon como Wild Tourkey ( fuerte, poderoso, seco), Four Roses (intenso, aromático, redondo), Jim Beam ( marcado por los aromas de la madera de Kentucky)  Makers Mark (suave y con un gusto sincero que está lleno de carácter) y otros muchos.

El conocido Jack Daniels se autoproclama como un “Tennessee sour mash whiskey” y no se considera un bourbon. Fue el propio Jack Daniels quien construyó en 1866 la primera destilería oficialmente declarada en los Estados Unidos en Lynchburg, Tennessee, al fondo de un valle donde de una gruta calcárea manaba una fuente de agua fresca, pura y no ferruginosa. Para su elaboración los cereales son escogidos con cuidado y maíz, centeno y cebada son cocidos por separado y lo esencial es la filtración de este whisky sobre carbón de madera de arce. Su famoso “Old nº 7”, envejecido de 4 a 6 años, es apreciado en todo el mundo.

Un pastor baptista llamado Elijah Craig fue el inventor de este tipo de whiskey en Kentucky cuyo primer ingrediente fue el maíz.

Categoría: La opinión de Juan Barbacil

Dejar comentario

Quiénes somos | Proyectos | Asociaciones | Trayectoria profesional | Galerías | Medios de comunicación | Blog

C/ Cádiz, 7. 1º B. 50004 Zaragoza - España. Tel.: 976 258 265 - Fax: 976 258 266.

barbacilcomunicacion@barbacil.com - Contacto - Legal - Síguenos en: